Inicio » chistes de prostitutas

chistes de prostitutas

Me parezco en el precio

Un hombre medio borracho va por la calle y se encuentra con una chica muy atractiva:
– ¿Cómo te llamas guapa?
– Mercedes.
– ¡Que curioso! ¿Y tienes alguna relación o parecido con Mercedes Benz?
– Si, me parezco en el precio.

La llave de mi habitación

Un autobús sufre un accidente en la ruta, mueren una maestra, una monja y una prostituta. Llegan al purgatorio y se encuentran con San Pedro.
Primero llega la monja; San Pedro le pregunta:
– ¿Cuál ha sido su misión en la tierra?
– Solo rezar y rezar.
– Para ti la llave de la eternidad; dice San Pedro
Luego llega la maestra y le pregunta lo mismo:
– ¿Qué hizo en la tierra?
– Enseñar a los niños a escribir y leer, etc.
– Para ti la llave de la eternidad, dice San Pedro
Y luego llega la prostituta y le dice:
– ¿Y tú qué guapa, qué has hecho en la tierra?
– Estropear todas las parejas que he podido, liarme con todos los hombres que he podido, etc.
– A ti te voy a dar la llave de mi habitación, dice San Pedro con una sonrisa

Paco el bruto

En un concurso del tío más duro del mundo se presentan varios candidatos y entre todos destacan: el ruso, el americano y Paco el bruto.
Las pruebas consisten en matar un oso y luego, practicar sexo con una prostituta hasta agotarla.
En esto que sale el candidato ruso, mata al oso en media hora y quince minutos después acaba con la prostituta. El americano mejora el tiempo total en cinco minutos.
Finalmente sale Paco el bruto. Pasa el tiempo y a las cuatro horas aparece todo arañado y sangrando por todos los lados y dice:
– ¿Dónde está la puta que hay que matar?