chistes verdes

Te la metieron doblada 0 (0)

Un fontanero lega a un bar y le dice un amigo:
– ¡Qué mala cara tienes! ¿Qué te pasó?
– Que fui a arreglarle una cañería a una mujer. Me sedujo, fuimos para cama, cuando estaba en la faena, sale el marido del armario y ¡pumba!
– Te la metieron doblada.
-¿Doblada? ¡De punta, me la metió de punta!

Vengo con cuatro amigos 0 (0)

Llega un hombre a su casa, y de un grito le dice a su mujer:
– ¡Flora! Prepárate para hacer el amor cinco veces!
– ¡¡¡Guau!!! ¡Mi amor, que vienes excitado!
– No. Vengo con cuatro amigos.

Hija virgen en el medico 0 (0)

Se presenta un padre cateto con la hija virgen de 40 años en el medico, y le dice:
– Mire doctor, que la niña lleva muchos años alicaida y haber si la puede recetar algo.
El medico la examina y le informa de las conclusiones:
– Mire usted, la enfermedad de su hija se cura teniendo un buen coito.
Llega el doctor, y al recepcionista que tiene, le informa de la situacion, ofreciendose este para pegarla un buen polvete a la niña. Cuando estan en plena faena y el padre y el medico oyen los gritos de placer de la hija, le dice el padre al doctor:
– Doctor, por que uste y yo sabemos lo que es un coito, pero con las voces que mete, cualquiera diria que estan jodiendo.

Obseso sexual 0 (0)

Un muchacho le dice a su psiquiatra:
-Hice lo que me dijo. Conté hasta treinta para no ver una película de despelote, y nada más acabar de contar, la puse. Creo que estoy obsesionado.
-No ha de ser la cosa para tanto. A ver, cuente hasta treinta.
-XXX.

Tiene un peligro 0 (0)

Un hombre le dice a un amigo:
– Cuando mi mujer tiene muchas ganas, salgo corriendo. ¡Tiene un peligro!
– A mí me pasa lo mismo. ¡Qué peligro tiene!
– ¿Tu mujer?
– No, la tuya.